Banner de La Guarida del Dragón
Cajón desastre para hablar y tratar los temas más diversos: Literatura, justicia, videojuegos, tebeos, cine, animación... Se hace lo que se puede para mantener este chiringuito al día.
Archivos
<Septiembre 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  
             

Opinando
  • Miguel ÁNGEL GARCÍA HERRERA en Aquel día de Canarias de 1984...
  • Luis Javier Capote Pérez en Aquel día de Canarias de 1984...
  • Maribel Reis en Aquel día de Canarias de 1984...
  • manuel lagalaye en Cine del güeno. Hoy con ustedes: "El Gordo Alberto"
  • Tienes la boca limpia en Escépticos en el pub en Tenerife. Marzo de 2016
  • Luis Javier Capote Pérez en Feliz 2016 y prósperos carnavales
  • rvr en Feliz 2016 y prósperos carnavales
  • Luis Javier Capote Pérez en Prometheus o la pseudociencia-ficción
  • Luis Javier Capote Pérez en Prometheus o la pseudociencia-ficción
  • robertthrawn en Prometheus o la pseudociencia-ficción

  • Blogalia

    Blogalia

    Locations of visitors to this page TOP Bitacoras.com
    www.flickr.com
    This is a Flickr badge showing public photos and videos from lcapotep. Make your own badge here.




    Luis's books

    Buenas noches y saludos cordiales: José María García. Historia de un periodista irrepetible.
    really liked it
    Un libro que repasa la historia de la radio española entre 1972 y 2002, a través de la figura de un periodista tan polémica como irrepetible. Imprescindible para materias como derechos de la personalidad o historia de la radio.
    Las pseudociencias ¡vaya timo!
    it was amazing
    Recopilación de escritos en torno a los conceptos de ciencia, pseudociencias y sus debates derivados. Altamente recomendable aunque bastante denso en algunos pasajes.
    Killing Lincoln: The Shocking Assassination that Changed America Forever
    really liked it
    Un relato apasionante del final de la guerra de secesión y de los últimos días de la vida de Abraham Lincoln.
    Betrayal: The Crisis in the Catholic Church
    really liked it
    Gran resumen de un trabajo de investigación periodística sobre un tema tan espinoso como el de la pederastia en el seno del clero católico.
    El 18 Brumario de Luis Bonaparte
    really liked it
    Ameno relato sobre el ascenso al poder imperial de Luis Napoleón Bonaparte (Napoleón III).

    goodreads.com
    Instagram

    Follow Us

    Inicio > Historias > Wegener y el sapo gigante
    Wegener y el sapo gigante 2008-05-02

    “La Ciencia debe acercarse al público”. Con múltiples variantes, esta es una frase que, desde hace bastante tiempo, viene escuchándose en diversos foros vinculados, de forma más o menos directa, al mundo científico. La divulgación, ese pariente pobre de la actividad académica, se presenta cada vez más como una exigencia y como una necesidad. Exigencia, porque en muchos casos las instituciones académicas están financiadas con fondos públicos y existe, consecuentemente, la obligación de explicar hasta cierto punto qué se hace con ellos. Necesidad, porque es un camino fundamental para que la sociedad gane sentido crítico y se inmunice contra las pseudociencias.

    Ahora bien, una vez asumido lo anterior, el siguiente paso es el de plantearse cuál es el mejor camino para llevar a cabo esa tarea. Existe un sistema ya consolidado de publicación de resultados a través de una amplia gama de revistas científicas, donde los profesionales del medio presentan sus trabajos y, más importante, las someten a debate los resultados de los mismos. Pero se trata de un medio profesional y poco adecuado para la labor divulgativa, cuyo camino es, consecuentemente, el de los medios de comunicación general.

    “Vivimos en la era de la comunicación” es otra frase que se escucha constantemente. Periódicos, revistas, emisoras de radio y televisión, portales informativos y bitácoras en la Red… las sendas por las que nos llega la información son cada vez más y más complejas. Es allí donde la actividad divulgativa puede y debe encontrarse con el gran público. Sin embargo, el medio plantea un problema inmediato, centrado en la forma en que debe abordarse la difusión de la Ciencia a través de los mecanismos noticieros. La llamada prensa generalista no es como las publicaciones científicas: difieren en cuanto a objetivos, público y lenguaje, por lo que existe un debate en torno a la manera en la que las noticias sobre Ciencia deben aparecer en los medios comunicativos. Siendo evidente que no se puede publicar un descubrimiento en los mismos términos en los que saldría en una publicación especializada, cabe preguntarse cuál debe ser entonces la alternativa: ¿debe “vulgarizarse” la Ciencia o, más concretamente, el lenguaje científico? Y si es así ¿hasta que punto? ¿En qué momento estaríamos ante una situación en la que el mensaje original no tiene nada que ver con el transmitido? ¿Debe sacrificarse el rigor para conseguir un titular que capte la atención del público? Y si se consigue ¿se quedará éste con una visión errónea de la información o se interesará y abordará la tarea de averiguar más a través de nuevas fuentes?

    A día de hoy, no hay medio generalista que se precie que no tenga una sección, más o menos fija, dedicada a la divulgación de la Ciencia. Pero no es menos cierto que, a veces, los científicos lamentan la forma en la que la información acaba llegando a la audiencia (léase lectores, radioyentes o televidentes). Alcanzar el equilibrio es complicado, como puede comprobarse en este ejemplo: hace unas semanas, buena parte de los diarios con versión digital se hicieron eco de una noticia de agenda en la que se anunciaba el descubrimiento de los restos fósiles de un sapo gigante que vivió en lo que es la isla de Madagascar, hace unos setenta millones de años. Emparentado con ciertas especies anfibias de Sudamérica, el hallazgo vendría a aportar otra prueba más al desplazamiento continental y la tectónica de placas, las explicaciones vigentes en lo relativo a la formación de las masas terrestres y oceánicas de la Tierra. Sin embargo, el contenido de la noticia pone en boca del paleontólogo David Krause, uno de los miembros del grupo de científicos lo siguiente: El descubrimiento de los vínculos familiares del sapo gigante con anfibios similares en América del Sur arroja una duda sobre las teorías del desplazamiento de los continentes.
    Tal y como se ha escrito, parece que el científico pone en cuestión las tesis que, hoy por hoy, se consideran explicativas del desplazamiento continental. Si se avanza un poco más en la lectura, se comprueba que, en realidad, lo que quiere decirse es otra cosa bien distinta: no se pone en cuestión la tesis del desplazamiento continental, sino la forma en la que las masas territoriales que formaban el supercontinente austral Gondwana se fueron desgajando. No se trataba de una duda en relativa al argumento principal (los continentes se desplazan, como apuntó originalmente el alemán Alfred Wegener), ni siquiera a la tesis que lo explica (la del desplazamiento continental y la tectónica de placas, sucesora de la deriva continental planteada por el científico germano); simplemente, apuntaba a un posible cambio en torno a las hipótesis sobre la forma y el tiempo (pero no el hecho) en el que Madagascar se había convertido en la isla que conocemos.

    Este ejemplo no deja de ser una curiosidad, subsanada por una lectura más atenta del párrafo subsiguiente a la frase en cuestión, pero no deja de ser un detalle acerca de la forma en la que, a veces, puede llegar la información científica al gran público.

    Enviado por lcapote a las 17:33 | 0 Comentarios | Enlace


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://dragon.blogalia.com//trackbacks/57147

    Comentarios

    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.158.248.167 (14e71e3ab8)
    Comentario

    © 2002 lcapote