Banner de La Guarida del Dragón
Cajón desastre para hablar y tratar los temas más diversos: Literatura, justicia, videojuegos, tebeos, cine, animación... Se hace lo que se puede para mantener este chiringuito al día.
Archivos
<Mayo 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        

Opinando
  • Luis Javier Capote Pérez en Aquel día de Canarias de 1984...
  • Maribel Reis en Aquel día de Canarias de 1984...
  • manuel lagalaye en Cine del güeno. Hoy con ustedes: "El Gordo Alberto"
  • Tienes la boca limpia en Escépticos en el pub en Tenerife. Marzo de 2016
  • Luis Javier Capote Pérez en Feliz 2016 y prósperos carnavales
  • rvr en Feliz 2016 y prósperos carnavales
  • Luis Javier Capote Pérez en Prometheus o la pseudociencia-ficción
  • Luis Javier Capote Pérez en Prometheus o la pseudociencia-ficción
  • robertthrawn en Prometheus o la pseudociencia-ficción
  • Luis Javier Capote Pérez en El Escéptico Digital nº 266

  • Blogalia

    Blogalia

    Locations of visitors to this page TOP Bitacoras.com
    www.flickr.com
    This is a Flickr badge showing public photos and videos from lcapotep. Make your own badge here.




    Luis's books

    Buenas noches y saludos cordiales: José María García. Historia de un periodista irrepetible.
    really liked it
    Un libro que repasa la historia de la radio española entre 1972 y 2002, a través de la figura de un periodista tan polémica como irrepetible. Imprescindible para materias como derechos de la personalidad o historia de la radio.
    Las pseudociencias ¡vaya timo!
    it was amazing
    Recopilación de escritos en torno a los conceptos de ciencia, pseudociencias y sus debates derivados. Altamente recomendable aunque bastante denso en algunos pasajes.
    Killing Lincoln: The Shocking Assassination that Changed America Forever
    really liked it
    Un relato apasionante del final de la guerra de secesión y de los últimos días de la vida de Abraham Lincoln.
    Betrayal: The Crisis in the Catholic Church
    really liked it
    Gran resumen de un trabajo de investigación periodística sobre un tema tan espinoso como el de la pederastia en el seno del clero católico.
    El 18 Brumario de Luis Bonaparte
    really liked it
    Ameno relato sobre el ascenso al poder imperial de Luis Napoleón Bonaparte (Napoleón III).

    goodreads.com
    Instagram

    Follow Us

    Inicio > Historias > Ecce mono
    Ecce mono 2012-08-24

    Uno de los culebrones del verano ha sido la historia conocida como “Ecce mono”: la restauración de una obra de arte puesta en manos de alguien cuyo currículum en la materia está por conocer y que ha perpetrado un estropicio del que ahora nadie parece ser responsable y todos parecen serlo, en estas búsquedas de culpables tan habituales por estos barrios.

     

    Después de leer una historia que el cinéfilo señor Spaulding ha calificado sabiamente como berlanguiana solo queda preguntarse si en algún momento este país ha evolucionado desde los tiempos de Pajares, Esteso y Ozores. Un argumento que parece salido del más delirante de los sainetes cómicos y donde uno puede imaginar perfectamente a cualquiera de los citados (más los entrañables Juanito Navarro, Quique Camoiras y Simón Cabido) es una cruda realidad que daría mucha risa si no diera tanta pena. Una señora con toda su buena intención (materia prima de la que está empedrado el camino del infierno) destroza un cuadro del S. XIX sin que nadie pareciera percatarse… o eso parece, porque ahora todo el mundo que tenía relación con la iglesia en cuestión está escurriendo el bulto según modo “yo no sé / yo no fui / estaba visitando a mi tía”.

     

    Desde el punto de vista jurídico esta situación presenta bastantes puntos de interés: el cuadro es una obra que puede catalogarse como patrimonio histórico artístico mobiliario y como tal está protegida por la legislación estatal y autonómica en la materia. Además, se trata de una obra de propiedad intelectual y aunque en 2004 la parte patrimonial de la misma pasó a ser dominio público la parte moral, entendida como la relación entre el autor y su obra no lo hizo por ser imprescriptible. Dentro de este apartado entra la inalterabilidad de la obra, aspecto que la restauradora aficionada ha vulnerado flagrantemente. De poco o nada valen esas “buenas intenciones” alegadas cuando el resultado está a la vista, aunque al parecer la avanzada edad y circunstancias familiares la librarán de una demanda por parte de las herederas del pintor y titulares del cuadro.

     

    Ahora que somos (por otro motivo) causa de hazmerreír en todo el mundo, solo queda esperar que a nadie se le ocurra pedir / dar dinero público para reparar este desastre. Siguiendo la máxima del Derecho de Daños, el que la hace la paga. Por acción (ponerse a dar brochazos sin tener idea alguna) y por omisión (estar obligado a custodiar la obra y dejar hacer a quien no estaba cualificado para ello).  Pero mucho me temo que al igual que sucedió con la restauración de cierto palacio obispal destruido a consecuencia de un incendio, se aportará dinero público para poner en orden una propiedad privada sin que se sepa realmente la responsabilidad del desastre.

    Enviado por lcapote a las 02:47 | 12 Comentarios | Enlace


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://dragon.blogalia.com//trackbacks/72298

    Comentarios

    1
    De: Bo-Chan Fecha: 2012-08-24 16:20

    La responsabilidad es del cura que autorizó a la venerable señora.

    Y si yo fuese un autor muerto como es el que nos ocupa y viviese en un mundo de muertos, en cierta medida estaría agradecido a la señora por darle relevancia a mi obra, porque seamos serios hasta hace unos días a nadie le importaba esta obra como demuestra el hecho que tardase un mes en darse a conocer el despropósito.

    Por otro lado, es un marketing viral que quizás le venga bien al pueblo, el blog local que denunció el caso aumentó sus visitas de manera exponencial, puede que el turismo también lo haga.



    2
    De: Bo-Chan Fecha: 2012-08-24 16:21

    Aclaro que tampoco quiero que la obra se restaure con dinero público pero ¿merece ser restaurada?



    3
    De: Luis Javier Capote Pérez Fecha: 2012-08-25 00:40

    El cura es uno de los posibles co-responsables por omisión del deber de vigilancia. Y en cuanto al autor, el derecho de propiedad intelectual protege al famoso y al desconocido por igual. Aunque la obra no tuviera la consideración de patrimonio histórico-artístico seguiría existiendo una obligación de restaurar la obra a su estado primigenio.



    4
    De: Timoteo Fecha: 2012-08-30 20:02

    Pues me da que ese estropicio hizo más por el pueblo que el original, me consta que todo kiski va a sacarse fotos con el susodicho. Para mí que dentro de 100 años lo califican de arte impresionista. Ya la veo retocando la Santa Cena de Da Vinci jajaja



    5
    De: Luis Javier Capote Pérez Fecha: 2012-08-31 15:09

    La marca "Ecce mono" ha sido registrada (o está en trámites de serlo) por el Ayuntamiento de Borja. En ciertas cosas tampoco hemos evolucionado mucho desde el Siglo de Oro.



    6
    De: Timoteo Fecha: 2012-08-31 19:41

    Ecce mono o Ecce Paquirrín porque el jodido se parece jajajaja



    7
    De: Luis Javier Capote Pérez Fecha: 2012-09-01 15:00

    Hay montajes y todo: http://www.que.es/archivos/201208/ecce-homo-paquirrin-normal-365xXx80.jpg

    Y sí, el pobre se parece.



    8
    De: Bo-chan Fecha: 2012-09-01 21:42

    Los restauradores van a restaurar las dos obras. Parece que es posible separarlas.



    9
    De: Luis Javier Capote Pérez Fecha: 2012-09-02 20:16

    Los tiempos adelantan que es una barbaridad.



    10
    De: FeR Fecha: 2012-09-16 13:18

    Muy acertado tu comentario. Parece ser que por fin, aunque de manera lamentable, se presenta el difícil mundo de la restauración ante el gran público.

    Digo difícil porque lo conozco muy bien ya que mi pareja es restauradora al igual que muchos amigos.

    Hartos de trabajar subcontratados como autónomos en empresas que les exigen un contrato de obra que es consensuado porque no queda otra y dista mucho de ser silanagmático.

    Están la mayoría de las veces obligados a trabajar sin los materiales adecuados porque los hay más baratos que ofrecen resultados "similares" que son los que les facilitan o tienen que llegar a término haciendo horas de más que no son pagadas.

    Eso, si tienen la suerte de que no haya una cuadrilla de albañiles que puedan hacer la "restauración" o lavado de cara el doble de rápido en la mitad de tiempo... ¡hala, a proyectar cal! y a dejarlo todo como una patena.

    A ver si al menos esta sinrazón del "Ecce mono" termina destapando el mundo de las empresas que se dedican a la restauración, sus subcontratas y el papel de los inspectores de patrimonio.

    Le enviaré tu reflexión a varios amigos, un abrazo Luis, tu siempre pones los puntos sobre las is.



    11
    De: Luis Javier Capote Pérez Fecha: 2012-09-16 15:30

    Muchas gracias, don Fer, pero desgraciadamente lo que no se conoce suele ser caldo de cultivo para "los opinadores" y, en el caso de la pseudorrestauradora y de quienes permitieron el desaguisado por acción y por omisión, me gustaría que hubiera uno de esos remeneos ejemplares que sirvan para que se les quiten las ganas a otros de hacer de Manolete. Pero quizá peco de optimista.



    12
    De: FeR Fecha: 2012-09-16 17:28

    Quise decir proyectar áridos en lugar de "proyectar cal"... obviamente, no soy un profesional en la materia ; )

    Saludos.



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.144.39.205 (9b6b613170)
    Comentario

    © 2002 lcapote